Home > Blog > Ejercicios para evitar molestias en nuestra silla de oficina

Ejercicios para evitar molestias en nuestra silla de oficina

Pasamos gran parte del tiempo sentados en una silla de oficina. A continuación os facilitamos una serie de consejos y ejercicios para evitar dolores y fatigas en nuestro puesto de trabajo.

Aseyacovi, la Asociación de Comerciantes, Empresarios y Autónomos de Colmenar Viejo, realizó el 28 de junio un taller explicativo. En él se vieron medidas de prevención de riesgos laborales. Los ejercicios musculares y sobre todo de espalda triunfaron.

Ejercicios para evitar molestias y rendir más en la oficina

El fisioterapeuta Jesús Vega fue el encargado de impartir el taller. Dio tres de las claves más importantes para un estilo de vida óptimo, sobre todo en la oficina:

  • Realizar una dieta.
  • Hacer ejercicio.
  • Descansar de forma correcta.

En el caso concreto de la espalda, en el taller se hizo referencia a ejercicios físicos holísticos para lograr el equilibrio y la fuerza que nuestro cuerpo necesita. Estos ejercicios van desde las típicas sentadillas hasta los “hollow” – mantener el equilibrio tumbado boca arriba en el suelo, pero con el torso y las piernas levantadas y balanceándose –, pasando por el “Superman” – extenderse en el suelo, boca abajo, levantando los brazos y separando el cuerpo de forma ligera del piso –.

Además de estos ejemplos, os proponemos una serie de ejercicios beneficiosos para evitar molestias durante la jornada laboral y tras ella, también con repercusión directa en nuestro rendimiento:

  • Cruzar las piernas cada cierto tiempo. Si cruzamos las piernas de forma espontánea y durante pocos segundos, el riego sanguíneo es mejor en esa zona y evitamos la aparición de molestias que condicionan nuestra capacidad de rendimiento.
  • Girar el cuello. Las cervicales son una de las partes del cuerpo con más riesgo. Si no movemos de forma frecuente el cuello describiendo círculos y con gestos de afirmación y negación.
  • Mover los hombros. Esto es necesario hacerlo sobre todo cuando pasamos la mayor parte de la jornada laboral ante el ordenador. Si no movemos los brazos y la posición es totalmente estática, los hombros pueden sufrir y las molestias nos impedirán rendir bien. El ejercicio es mover los hombros en círculos y también estirarlos apoyando el brazo en una esquina.
  • Por último, podemos hacer ejercicios de cardio, que consigan que la sangre circule con más fuerza y distribución. No obstante, haremos ejercicios como los “mountain climbers” – para abdominales, mover las piernas de forma alterna hacia el pecho en posición de flexiones – cuando llevemos muchas horas sentados. Este ejercicio no debe suponer la aparición de sudor a no ser que lo hagamos en exceso.
Contenido Relacionado

Deja un comentario

Contactanos

Contacta con nosotros. Estaremos encantados de antenderte

Escriba y pulse Intro para buscar